Opinión

Opinión

    Para un indio pata rajada como el redactor de este bodrio escuchar el nombre de Rhosby Barker le supone, de inmediato,  una dama nacida en los Estados Unidos, de raíces genuinamente estadunidenses y oriunda y racista  hasta el tuétano como el mismísimo Donald Trump. El nombre no sólo se escucha padre, sino  también impone. Rhosby Baker, sí suena genial, de mucha alcurnia.

Opinión

    El rumor ha sido parte de la vida política de Chiapas. A lo largo del tiempo. La intensidad del rumor que corrió el último fin de semana fue sorprendente porque, en efecto, el personaje central es ni más ni menos que el gobernador Manuel Velasco Coello.