El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, afirmó la mañana de este viernes que la apertura de la frontera con Estados Unidos “se va a dar pronto, completa”. Lo anterior pese a que el Departamento de Estado de dicho país elevó el pasado 20 de abril la alerta de viaje para México por la pandemia de Covid-19 y la inseguridad en algunos estados del país.

“Hay muy buen ambiente en las relaciones con Estados Unidos, la semana próxima voy a hablar con la vicepresidenta de nuevo sobre el tema migratorio, vamos a hablar de otros asuntos de modo que vamos a ir avanzando. La apertura de las fronteras se va a dar pronto, completa”, dijo.

El mandatario afirmó que, por parte de la nación del norte, existe la demanda de que se normalicen las relaciones y los intercambios comerciales. “No vemos que se prolongue mucho, vamos a llegar pronto a un acuerdo”, expresó.

El gobierno estadounidense elevó a nivel cuatro (el máximo nivel de riesgo) la alerta de viaje a nuestro país.

Junto con la alerta, el gobierno pidió a sus ciudadanos y funcionarios no viajar a los estados de Colima, Guerrero, Michoacán y Sinaloa “debido a la delincuencia”, y solicitó lo mismo para quienes pensaban visitar Tamaulipas, agregando “secuestro” entre los motivos.

Además, pidió “reconsiderar viajar” a Chihuahua, Coahuila, Durango, Jalisco, Estado de México, Morelos, Nayarit, Nuevo León, San Luis Potosí, Sonora y Zacatecas por el alto índice de criminalidad. 

“Los delitos violentos, como el homicidio, el secuestro, el robo de vehículos y el robo, están muy extendidos”, expuso el Departamento de Estado en la alerta máxima. “Grupos delictivos armados atacan y roban embarcaciones comerciales, plataformas petroleras y embarcaciones de suministro en alta mar en la Bahía de Campeche”.

La dependencia resaltó que tiene una “capacidad limitada” para responder a emergencias de ciudadanos estadounidenses en muchas regiones de México “ya que los viajes de los empleados del gobierno de Estados Unidos a ciertas áreas están prohibidos o restringidos significativamente”.

La siguiente semana, el presidente López Obrador tendrá una videoconferencia con Kamala Harris, vicepresidenta de Estado Unidos y la encargada de abordar el tema migratorio en el triángulo norte del continente.