La actual alcaldesa no quiere permitirles ingresar más allá de una cuadra dentro de la población lo que es un problema para ellos y sus usuarios, dicen transportistas

Ante el problema que existe por el caos vial que ocasionan unidades del transporte de diversas líneas que prestan el servicio de Huixtla-Escuintla, los transportistas anunciaron que están en la mejor disposición de respetar los convenios que se han firmado en administraciones pasadas, pero dicen que el actual gobierno municipal, los quiere enviar mucho más lejos de lo establecido.

 Lo anterior fue dado a conocer por transportistas, de Ómnibus de Tapachula, Transportes Rápidos de Huixtla (TRH), Transportes la Piedra de Huixtla (TPH), y Belisario Domínguez, líneas que prestan su servicio de Huixtla-Escuintla, mismas que a diario se detienen precisamente frente a la tienda de Oxxo, donde han ocasionado un verdadero embotellamiento vial que ha sido continuamente denunciado por la población.

Debido a las continuas quejas, desde hace un mes comenzaron las pláticas con la presidenta municipal, Daniela Estrada Choy, quien no invitó a las reuniones a las autoridades de la Secretaría de Comunicaciones y Transporte (SCT), lo que les ha parecido extraño ya que consideran que donde suben y bajan pasaje pertenece al tramo federal.

Los transportistas explicaron que existe un convenio firmado con la pasada administración en la que para no ocasionar problemas con la vialidad en la entrada a la cabecera municipal, entrarían a bajar y subir pasaje frente a la iglesia, ya que es una vía bastante amplia, y posteriormente saldrían por la primera calle para terminar incorporandose a la carretera Costera.

Sin embargo, la actual presidenta municipal, Daniela Estrada Choy, se niega a darles el acceso para que entren más allá de una cuadra dentro de la población, de lo contrario dicen que pretende alejarlos más del crucero, y esto no ha sido aceptado por los transportistas, ya que consideran que eso afectará más a los pasajeros y por ello se prevé que el conflicto continúe entre el gremio del transporte y la alcaldía,