Vecinos y extranjeros suelen visitar el Ejido Miguel Alemán, en Chiapas, para conocer cómo se convirtió en el más limpio del estado.

Cualquier ciudad o municipio puede envidiar el orden y limpieza que existe en las calles de la comunidad de Miguel Alemán, un pequeño ejido en la frontera con Guatemala que vive con iniciativas ecológicas y autosustentables. 

Miguel Alemán es también conocida como la comunidad más limpia del Soconusco. Sus más de mil 500 habitantes están acostumbrados a las miradas de vecinos y extranjeros por su extremo cuidado del medio ambiente. 

De acuerdo con El Sol de Chiapas, el ejido Miguel Alemán, ubicado en el municipio de Suchiate, tiene sus calles limpias y libres de basura por la organización entre vecinos, a tal grado que han obtenido certificados y reconocimientos de salud de los tres niveles de gobierno. 

José Luis Rivera, integrante del Comisariado ejidal de Miguel Alemán indicó que los habitantes son respetuosos, e incluso no hay perros ni animales en las calles. 

“Hay una multa que esos animalitos anden haciéndose en el pasto o en las calles y contaminen el ambiente, entonces el dueño tiene pagar 300 pesos”, dijo a Noticieros Televisa. 

También existen multas de 300 a 500 pesos por el exceso de velocidad que son parte de los acuerdos comunitarios.

 

Con información Cultura Colectiva