Alumnos de la secundaria Rafael Ramírez Castañeda de Elambó del municipio de Zinacantán, pidieron apoyo para obtener becas

Alumnos de la secundaria Rafael Ramírez Castañeda de Elambó del municipio de Zinacantán, pidieron apoyo para obtener becas, pues aseguran que se encuentran fuera del programa Bienestar, además solicitaron ayuda para sus familias a través de programas sociales, ya que han sufrido y padecen los estragos de la pandemia al cerrar sus pequeños negocios familiares.

Pascuala Margarita Gonzales López, manifiesta su situación en una carta escrita a mano, donde señala que pide apoyo al gobierno federal, no sólo para ella sino también habla por sus demás compañeros, quienes por falta de recursos han dejado la escuela para irse a trabajar en los mercados vendiendo flores o en los parques vendiendo artesanías.

En el escrito da a conocer que anterioridad se les proporcionaba una beca y que con eso podían cubrir sus gastos de la escuela, esto para comprar útiles y materiales que se les pedía para realizar trabajos, pero con la actual administración se quedaron sin ellos, por lo que piden apoyo al gobierno para que atiendan su petición.

Señala que por la pandemia, padres familia se han quedado sin empleo como resultado de los recortes de personal en varias empresas y por el cierre de negocios artesanales en donde las mujeres artesanas entregan sus trabajos bordados a mano, actividad que era el único sustento para las familias.

Ahora son los padres de familia quienes se ven en la necesidad de pedir a sus hijos que los apoyen y dejen de ir a la escuela para comenzar a laborar y ayudar con la economía familiar.

Pedro López, II Agente de Educación en Elambó e integrante de la comisión, se sumó a la petición que hacen los alumnos, en solicitar becas y se destinen recursos para el mejoramiento de las escuelas que no están en buenas condiciones.

“Es necesario que sean mejoradas para que los jóvenes puedan tener una educación de calidad, por eso me sumo a petición de los alumnos que les es difícil aceptar que deben dejar la escuela para ayudar al sustento del hogar”, puntualizó.